No soy una persona de etiquetas, no me parece relevante ponerme a pensar en una infinidad de preguntas para las que no quiero una respuesta. Soy lo que soy y amo a una persona sin mirar qué tiene entre las piernas. “Voy por la vida enamorándome así como así”, como dice mi madre.

Me enamoro más de la cuenta y siento más de lo que debería. Pienso que el amor es de esos sentimientos que te pueden alegrar el alma o arrugar el corazón. Con el tiempo he aprendido varias cosas, una de ellas es que en todo tipo de relaciones hay fallas y arrepentimientos. Hay dos clases de errores para mí, los de tipo “A” y los de tipo “B”.

Los de tipo A: Llegan a doler de manera superficial, son cosas que se pueden perdonar y sanar con facilidad, con un poco de esfuerzo por parte de ambas personas.
Pero los de tipo B: Llegan a herir el alma y te desinflan el corazón. No sanan tan fácil, tan rápido y en ocasiones nunca lo hacen.

¿Qué pasa entonces cuando alguien comete un error de tipo B? Es una situación difícil, dolorosa y requiere de mucha inteligencia emocional. Nada que tenga que ver con el amor va a ser fácil.

Para este tipo de errores creo que hay que tener en cuenta varias cosas: El amor muta y se transforma constantemente. Con el tiempo madura y se vuelve un poco más sabio.

Existen varias facetas del amor, una de ellas es el amor químico, ese sentimiento intenso que te lleva a no parar de tocar a esa persona, a querer estar siempre con el/ella. Es un amor lleno de mañaneros, experimentos sexuales, detalles románticos y miradas acompañadas de suspiros. Ese solo dura unos meses y en ciertas ocasiones muere ahí mismo. Como lo veo yo, el amor no aguanta por mucho tiempo tanta intensidad.

Luego viene esa clase de amor un poco más sereno y paciente, que no abandona por completo esa pasión y fuerza del comienzo, pero que es más sabio. Un amor que sabe entender los cambios y los errores, cosas que en el amor químico simplemente no existen.

La tranquilidad y la paz se convierte en algo que tiene muchísimo más peso ¿Entonces qué hacer con los errores de tipo B? Según yo, es necesario hacer una catarsis, una balanza de los pros y los contra. Saber diferenciar lo que es amar y depender, no dejarse a si misma como última opción, ya que cada decisión que tomes en este caso debes tomarla pensando únicamente en ti. Hay que meterle mente al asunto, porque el corazón solo no piensa claramente.

Share.

About Author

Nicotina nació de esa necesidad de encontrar un estilo propio. Supongo que todos los que nos movemos en este gremio del arte queremos encontrar nuestro sello, lo que nos diferencia, esos pequeños detalles que hacen que una persona con solo ver una de tus obras/ilustraciones/canciones/videos (aplica para todo) te identifique. Igualmente creo que es una búsqueda constante, algo cambiará continuamente. Me llamo Daniela, tengo 23 años y la palabra artista me queda grande, no me considero tal cosa, solo amo lo que hago. En este espacio trataré de combinar varias cosas, un amor que dejé de lado hace mucho tiempo, la escritura y el amor por lo que hago a diario, la ilustración.

Leave A Reply